Embarazo y Antojos en las Fiestas: los sí y los no

Si el embarazo es en cualquier momento del año la excusa perfecta para darnos un gusto, mucho más ha de serlo durante las Fiestas, en las que tenemos a nuestra disposición toda clase de manjares. Sin embargo, no deberías olvidar la importancia de llevar una dieta equilibrada y de abstenerse de determinados alimentos y bebidas por el bien de tu bebé. Aquí te aconsejamos sobre qué antojos están permitidos y cuáles no.
 

Sí a las carnes en el embarazo

Un cochinillo, una porción de pavo relleno, perdiz, capón… la gastronomía navideña está repleta de deliciosos platos con base de carne. No hay problema en que los degustes estando embarazada, siempre y cuando tengas la precaución de verificar que todo está perfectamente cocido.
Carne navidad en el embarazo

 

No al jamón serrano

Por otro lado, los fiambres y los embutidos, así como las carnes ahumadas, están desaconsejados en el embarazo pues tienen mucho riesgo de contaminación. No corras el riesgo de contraer listeria o toxoplasmosis. Mejor abstente de los fiambres hasta después del parto.
Plato jamon en el embarazo
 

Sí a los pescados y mariscos

¿Se te antoja una porción de calamar relleno? ¿Un besugo al horno o un delicioso bacalao con coliflor? El pescado y los mariscos son una excelente fuente de proteínas durante el embarazo, ya que aportan aceites omega 3, grasas saludables y diversos minerales. La única excepción son los pescados y mariscos crudos: por más que se te antoje mucho el sushi, no es conveniente que lo consumas durante estos meses.
Pescado y marisco en el embarazo
 

Sí a probar los dulces

Que el turrón, que los mantecados, que peladillas, que la famosa rosca de reyes que prepara la abuela… las Fiestas se caracterizan por abundantes mesas dulces donde querrás probar ¡de todo! Puedes darte los gustos, siempre y cuando limites las cantidades para no aumentar de peso más de la cuenta. Una probadita no hace mal a nadie, pero evita darte un atracón. Recuerda cepillar muy bien tus dientes para prevenir la caries y la gingivitis tan comunes en el embarazo. Si padeces de diabetes gestacional, en cambio, deberás vigilar con más atención tu dieta y abstenerte de los dulces.
Dulces navidad ne el embarazo
 

No al alcohol

Por último, recuerda que el consumo de bebidas alcohólicas está desaconsejado por completo durante el embarazo. En realidad se sabe que en cantidades muy pequeñas el alcohol no debería afectar el normal desarrollo de la gestación, pero como no puedes saber exactamente qué medida afecta a tu organismo en particular, es mejor no correr riesgos. Por eso, puede que se te antoje saborear la sidra con el brindis, pero mejor elegir una versión sin alcohol o simplemente, un zumo de manzana.
Alcohol en el embarazo
Si quieres saber más sobre alimentos para embarazadas, puedes consultar este post sobre 5 alimentos perfectos para embarazadas.
 
Con la colaboración de:

 
 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *